EN VIVO: Hacer click en (X) para quitar publicidad.

Cuentas Claras… – Enrique, Daniel y Ramón… ¡obligados!

Por Javier Claudio

 

  • – Debe esperar más la ciudad de cada uno por su experiencia en el Gobierno
  • – Dupla mortal en el IMSS e ISSSTE; exceso de consulta y nada de inversión
  • – Corrigen los hospitales particulares y compiten con ¡150 pesos la consulta!

 

Claridades. – Una gran particularidad que debería ser de gran beneficio para la ciudad asoma entre los candidatos con mayores posibilidades de alcanzar el triunfo en el próximo proceso electoral; Enrique Rivas Cuéllar, Ramón Garza Barrios y Daniel Peña Treviño, pues ninguno de ellos es novato y por lo tanto no será aprendiz de alcalde. Los tres tiene la experiencia de haber gobernado Nuevo Laredo y por lo tanto ninguna excusa tendrán de hacer las cosas mejor, con esa facilidad que sólo la da la experiencia.

Clarín. – Visto el proceso sin engaños y fuera de todo “caldo gordo”, el ciudadano debe concentrar su atención y exigencia para estos tres candidatos, por ser quienes tienen mayores posibilidades, pero también porque sería un cargo a asumir con toda la experiencia. Es entonces que iríamos más allá al tornar una exigencia de mejor papel al alcanzar la alcaldía. Si lo vemos con energía; ninguno de ellos tiene derecho a equivocarse  y por lo tanto con cualquiera se podría tener un gobierno de lo mejor.

Claro que sí. – Es tiempo que los neolaredenses abandonemos actitudes pusilánimes y exijamos lo mejor de quién nos llegue a gobernar. Sin compasión alguna debemos esperar mejores tiempo, si consideramos que cada uno de ellos ya fue alcalde y tiene la experiencia, no sólo porque los obliga a hacer las cosas bien, sino mejor. Así podríamos resumir que por obligación debemos esperar tiempos mejores, pero sin dejarlo esto a la inercia, sino partiendo de la obligación que le dará a quien llegue.

Claroscuro. – Si se considera que los médicos particulares enfrentan una ausencia de al menos el 50 por ciento de sus pacientes, no quiere decir que es porque presumen estos excelente salud, sino falta de recurso económico y estos ahora estarían acudiendo donde pagan menos o bien no pagan por que son derechohabientes, esto es Seguro Popular, Seguro Social, ISSSTE, que desde hace algunos años se han visto saturados de consulta, debido precisamente al efecto particular de la crisis económica.

Clarificando. – Por supuesto que no es solamente el sobrepeso de derechohabientes lo que hace trastabillar los servicios médicos en el IMSS y el ISSSTE, sino también los malos manejos administrativos, donde han quedado en tela de duda el destino de miles de millones de pesos en pago de pago de cuotas de los trabajadores. La quiebra no proviene del exceso de demanda de servicios médicos, pues debe estar sujeta a una perspectiva de crecimiento, acompañada de la inyección de recursos.

Claro que no. – No es fácil de creer, pero cómo andará la situación que un reconocido agente aduanal fue visto haciendo fila en una institución de salud pública en Laredo, Texas para hacerse unos análisis clínicos. El justificó que allá pagaría solamente cinco dólares en tanto que en Nuevo Laredo, los exámenes de tipo completo van desde los mil hasta los tres mil pesos. Sin duda que médicos e instituciones particulares abusaron de la demanda de sus servicios y hoy pagan cara esa voracidad.

Aclarando. – Por supuesto que está crisis obligó a reajustar servicios y sobre todo precios por atenciones médicas de consultorios, clínicas y hospitales. Tal sería el caso de la Clínica San Gerardo, con su creciente creación, sus médicos propietarios se han visto obligados a abrirse paso y atraer pacientes recurriendo para ello a la mejor y más efectiva manera, como es el abaratar sus precios en servicios. El mayor de los ejemplo es la consulta médica al cobrar la nueva clínica solamente 150 pesos.

Sabía usted que. – La industria maquiladora en Nuevo Laredo creó nueve mil 338 empleos adicionales en los últimos seis años, lo que equivale a un crecimiento del 36 por ciento. Según datos de la Asociación de Maquiladoras de Nuevo Laredo (Index NLD), el crecimiento despunta a partir del 2015, cuando las industrias hicieron mayores inversiones en sus plantas, esto sin registrarse una considerable alza en la instalación de nuevas empresas en la ciudad.

Facebook Iconfacebook like buttonYouTube IconTwitter Icontwitter follow buttonCANAL 58CANAL 58