PARA ACABAR CON FUGAS DE AGUA DULCE

“Nos afectan de forma drástica los niveles del sistema lagunario del Champayán-Chairel, esa fuga todos los años se hace por la creciente se rompe, las comunidades también ayudan un poco porque rompen para poner redes, entonces se escapa el agua dulce y se va al Pánuco”, manifestó el subgerente técnico de COMAPA, Víctor Castillo.

CARLOS JUÁREZ / LA RED DE ALTAMIRA

ALTAMIRA. – Para poder terminar con las fugas de agua dulce y dejar de tener problemas con los niveles del agua, se requiere de una inversión de más de 100 millones de pesos, aseguró el subgerente técnico de la Comisión Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (COMAPA) de Altamira, Víctor Castillo Gómez.

Señaló que el río Tamesí tiene buen afluente, sin embargo, se debe de tener un cuidado y no dejar que se escape el agua a través de las fugas del camalote.

“Nos afectan de forma drástica los niveles del sistema lagunario del Champayán-Chairel, esa fuga todos los años se hace por la creciente se rompe, las comunidades también ayudan un poco porque rompen para poner redes, entonces se escapa el agua dulce y se va al Pánuco”, expuso. Añadió, “si la cuidamos va a haber agua para muchos años, si no la cuidamos no habrá ni para este año, tienen que estar muy atentos a todo eso toda la población”.

Señaló que la reparación del dique esta fuera del alcance del municipio, por lo que se requiere de la atención de la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA).

“Nosotros lo hacemos porque tenemos que entrarle, alguien tiene que hacerlo y nosotros somos los más afectados, no nos corresponde al municipio ni a la COMAPA menos, pero como somos afectados tenemos que entrarle, ahí se requieren arriba de los 100 millones de pesos y no tenemos”, finalizó.