No recomendable consumo de mariscos en enfermos renales

Javier Claudio / LA RED DE ALTAMIRA

NUEVO LAREDO.- Como parte de la campaña del cuidado a la salud por parte de autoridades de la Secretaría de Salud, destacó que además del cuidado en el manejo de este tipo de alimentos, se recomienda el no consumo entre pacientes que tiene algún tipo de problema renal.

Debe ser de permanente cuidado el manejo de alimentos de mar como pescado, camarones, ostiones y otros, aumenta considerablemente, por lo que es necesario mantenerlos frescos, limpios y vigilar la procedencia de los mismos.

Derivado de lo anterior, especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Nuevo Laredo, Tamaulipas alertaron a la población en general sobre los riesgos de intoxicación por alimentos de mar echados a perder o caducados, especialmente en esta temporada de cuaresma.

De acuerdo al boletín difundido por la dirección médica, esta condición se produce cuando las bacterias, los virus y otros gérmenes, penetran en los alimentos o las bebidas, “no puede sentir el sabor ni el olor de estos gérmenes, ni tampoco se puede verlos, pero incluso estos organismos diminutos pueden tener un efecto poderoso en el cuerpo”, señaló el médico.

Agregó la circular médica que las personas con enfermedades como insuficiencia renal crónica o cuyos sistemas inmunitarios están debilitados corren un riesgo más alto de enfermarse si se intoxican con alimentos, en comparación con aquellas que gozan de buena salud.

Una vez que los gérmenes que causan intoxicación por alimentos se introducen en el sistema de una persona liberando toxinas que pueden causar diarrea y vómitos, dijo, para luego agregar que normalmente las personas presentan los síntomas en pocas horas después de intoxicarse, aunque también suele desaparecer con rapidez y la mayoría de las personas se recuperan a los pocos días sin complicaciones duraderas.

“En algunos casos, la intoxicación por alimentos puede ser lo bastante grave como para que sea necesario visitar al médico cuando las personas tienen que recibir tratamiento para la intoxicación por alimentos, a menudo se debe a la deshidratación, la complicación más frecuente de este trastorno”, observa el documento.