Brindará obispado apoyo psicológico por pandemia

Brindará obispado apoyo psicológico por pandemia

LUPITA TORRES / LA RED DE ALTAMIRA

ZONA CONURBADA.- Con el propósito de apoyar a las personas afectadas emocionalmente por la presencia del coronavirus, la Diócesis de Tampico va a brindar apoyo psicológico a distancia, por lo que está haciendo llegar a la población en general, el mensaje con las líneas de atención ciudadana para estar en contacto en cuanto sea necesario con la persona que así lo requiera.

Así lo puso de manifiesto el obispo José Armando Álvarez Cano al informar sobre el nuevo “Centro de Escucha” que ponen a disposición de la población y mediante el cual se pretende atender casos como la ansiedad que se ha disparado principalmente al interior del seno familiar por el encierro y algunos problemas principalmente económicos que enfrentan a causa de la pandemia.

“En estos momentos estamos pasando, mucha gente está pasando pruebas muy difíciles sino también ansiedad, desesperación, problemas de miedo y puede ser muchas veces peor a la enfermedad que queremos enfrentar”, manifestó el prelado refiriéndose al Covid-19.

Posteriormente añadió “queremos preocuparnos también de eso, en la Diócesis queremos poner un Centro de Escucha, de ayuda espiritual, de ayuda psicológica y vamos a poner a disposición algunos teléfonos”.

Para estar en contacto, dio a conocer para la población de Tampico los números 833 323 70 49 y 833 251 40 63, mientras que para Ciudad Mante y la región, pueden comunicarse al 831 115 03 09 y 831 116 77 00, con horario de lunes a viernes de 17 a 20 horas.

“Mediante los psicólogos encontrarán alguna ayuda para que los escuchen y atiendan también esta situación”, expuso la autoridad católica en Tampico, toda vez que el sector salud ha reportado un considerable incremento en estos problemas emocionales y mentales entre la sociedad.

Álvarez Cano explicó que en dichos números los ciudadanos también van a poder participar en la donación de recursos y alimentos, los cuales se van a entregar entre las zonas vulnerables y familias afectadas mediante los servidores las parroquias ubicadas en los diferentes sectores.

“También queremos preocuparnos de la situación de alimentos porque muchas personas se han quedado sin trabajo y sin duda están sufriendo. En la Diócesis queremos implementar un centro de ayuda para que puedan tener su despensa o lo mínimo necesario”, indicó.

Por lo que se refiere a las personas que requieren apoyo en cuestión de alimentos, indicó que pueden comunicarse al número (833) 312 54 96, en el cual se les podrá dar información sobre la entrega en especie de los productos en existencia ya que dijo, hay muchos feligreses que les hacen llegar el mensaje de que requieren apoyo o de están dispuestos a realizar aportaciones, para beneficiar a los demás.