agosto 11, 2022

Labio leporino y paladar hendido afecta a población vulnerable

ESPECIAL / LA RED DE ALTAMIRA

ALTAMIRA.- Un promedio de 64 niñas y niños de Altamira que sufren de paladar y labio hendido se quedaron sin operarse debido a la pandemia del Covid-19. El doctor Homero Castillo Carrillo, cirujano plástico reconstructivo explicó que el problema se sigue presentando. Sin embargo, lo que sucede es que las familias los esconden porque les da pena.

“Cuando llegó la pandemia se suspendieron todas estas campañas y quedaron 64 niñas y niños en lista de espera. Van desde niños pequeños hasta adolescentes y alguno que otro adulto”, dijo.

Señaló que lamentablemente siguen naciendo bebés con este problema de labio leporino y paladar hendido, “las estadísticas nos indican que de 600 niños nacidos vivos, hay un niño con cierto grado de anomalía congénita a nivel de labio y paladar”, explicó.

El especialista señaló que esta enfermedad si afecta al sector de la población sin recursos. Donde hay desnutrición, contaminación y dónde las madres durante su embarazo no tuvieron acceso a vitaminas como el ácido fólico.

“Desafortunadamente esta enfermedad si se presenta donde hay situaciones de miseria y lamentablemente hay muchas ciudades donde se encuentran este tipo de sectores”, refirió.

Asimismo aclaró que con una sola operación no es suficiente y un paciente se tiene que operar dos o tres veces. Ya que hay niños que fueron operados en campañas que se realizaron en diferentes sitios y después no hay un seguimiento adecuado.

El cirujano plástico reconstructivo señaló que aquel niño que tiene labio leporino y no se opera no se puede alimentar adecuadamente. Por lo tanto generalmente está desnutrido aunado a que cuando le empiezan a salir los dientes estos se pican, tiene problemas auditivos porque se contamina ya que la garganta está en contacto con la boca, la nariz y el oído.

Además señaló que estos niños no van a hablar bien, por lo cual es importante que cada uno de estos menores sean operados y que se reanuden estas campañas.

De igual manera señaló que por medio de los médicos genetistas ya hay manera de que se le haga un estudio a la pareja. Y así saber que se tiene un antecedente de paladar hendido para saber sí es probable o no ,que esto se vaya a repetir en la familia.