julio 3, 2022

Proteger del intenso calor a mascotas, piden veterinarios

Javier Claudio / LA RED DE ALTAMIRA

Vivimos una época de cambios constantes en busca de una mejor forma de vida y en ella se incluyen nuestras mascotas, al considerarlas en la protección que merecen al aportarle las necesidades o bien protegerlas más, afirmó el médico veterinario Raúl Coronado Rodríguez.       

El director del Centro Médico Veterinario de Alta Especialidad (Madero y Degollado), expuso que ante las altas temperaturas que se registran, es muy importante saber refrescar a las mascotas adecuadamente.

“El calor intenso puede reducir su apetito, las ganas de moverse y hasta provocar su muerte. Los perros no sudan como los seres humanos. Su sistema de termorregulación es diferente y menos eficaz en la temporada de intenso calor”, dijo.

Destacó que el jadeo es la principal forma que tienen estos animales de regular la temperatura de su organismo, lo que ocasiona una pérdida de líquido corporal, a la que se añade el que pierdan líquidos a través de las glándulas sudoríparas en las almohadillas de las patas.

El médico veterinario Coronado Rodríguez, dijo que, por estas razones, el Centro Médico Veterinario de Alta Especialidad presenta algunos consejos para refrescar a su mascota durante el verano y ayudarle a pasar mejor esta época del año.

Es importante mantenerlos bien hidratados. Un perro debe tener agua fresca y limpia las 24 horas del día. Debes evitar tener el recipiente al sol ya que en el verano el agua se evapora o se calienta, y la mascota puede dejar de ingerir agua por esta razón.

Alimenta la mascota en las horas más frescas del día ya que el calor puede reducir su apetito.

Agregó que, tanto en el interior como en el exterior de la vivienda, la mascota debe tener un espacio protegido del sol, con sombra para descansar. Su cama debe ser de material transpirable o levantadas del suelo.

Debe recordarse llevar siempre agua fresca en sus paseos. Si lo paseas en carro, procura que sea uno que provea buena ventilación, así también se recomienda mojar la cabeza o el tronco del perro, y zonas como el vientre, las almohadillas de las patas y humedecer el interior de las orejas con cuidado para que no le entre agua en el oído, dijo.

Puntualizó que la mejor forma de refrescar a su mascota es un baño, ya sea en el río, la playa o en una piscina, pero si no existen estas posibilidades, es bueno saber cuáles son las zonas claves que deben refrescarse. Recuerda también que existen duchas y piscinas para perros.

No se recomienda hacer actividades físicas en los momentos de más calor. El suelo de la calle puede afectar las almohadillas de sus patas.