diciembre 2, 2022

Declaran culpable a César ‘N’ en asesinato de Mario Olivo

PILAR DANTÉS / LA RED DE ALTAMIRA

TAMPICO.- César “N”, uno de los involucrados en el asesinato del universitario Mario Olivo, fue declarado culpable por el delito de desaparición cometida por particulares, por lo que permanece recluido en el Centro de Ejecución de Sanciones (CEDES) de Altamira, donde podría permanecer encerrado hasta 50 años, de acuerdo con crimen cometido.

Los abogados de la familia de la víctima, los Licenciados Julio César Segura Martínez, Héctor Manuel Espinosa Vallejo y Luis Alberto Flores García dieron a conocer la información con respecto a este proceso.

“El Tribunal de Enjuiciamiento Unitario dictó fallo condenatorio a César “N”, por encontrarlo penalmente responsable en la comisión del delito de desaparición cometida por particulares en agravio del joven estudiante Mario Eduardo Olivo Acuña, toda vez que participo en el acto donde se atentó con la libertad y vida de la víctima”.

Los representantes legales dijeron también que la audiencia para fijar sentencia y la reparación del daño es para el 28 de noviembre y puede alcanzar hasta 50 años de prisión, de acuerdo con el Código Penal vigente en Tamaulipas.
Así mismo se está a la espera que los coautores Gilberto N y Keren N, sean llamados a efecto de desahogar la audiencia de juicio correspondiente, en donde también se resolverá su responsabilidad penal.
HECHOS 

Fue el 19 de julio del 2019 cuando el joven universitario, salió de su domicilio para encontrarse con Keren, su ex novia, quien lo citó para platicar en algún lugar de Ciudad Madero y desde entonces, Mario ya no regresó a casa. Semanas después sus restos fueron localizados en un canal  a cielo abierto, luego de ser brutalmente asesinado por la joven, su actual novio Gilberto N, quien también está detenido por el crimen y César A, quien ya fue declarado culpable y espera conocer su sentencia antes de que finalice el presente mes.

MARIO

La joven víctima era estudiante de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, donde cursaba una carrera en la Facultad de Comercio por lo que sus compañeros y amigos apoyaron a la familia para exigir primero que fuera localizado, ya que se desconocía su paradero.

Semanas después, los restos del muchacho fueron encontrados, evidenciando la sanguinaria manera en que terminaron con su existencia, por lo que exigieron justicia hasta que se dio con el paradero de los 3 que son señalados como responsables.