septiembre 28, 2022

Nadie le entra al crédito de vivienda del INFONAVIT

Propondrá se aporten ofrecimientos crediticios acordes a las necesidades del empleado

De acuerdo a la opinión predominante de trabajadores, el alto interés, el reducido espacio de construcción y los prolongados tiempos de pago (30 años), serían las razones principales por las que en número mayoritario se abstenga de adquirir una casa de interés social.

Javier Claudio / LA RED DE ALTAMIRA

NUEVO LAREDO.- Ante el reclamo de los trabajadores por créditos congruentes y el alza desmedida de las viviendas, Félix Alberto Alemán, secretario general de la CTM declaró que propondrá se aporten ofrecimientos crediticios acordes a las necesidades del empleado.

“Por eso nadie solicita créditos. No existen las condiciones, pues el ofrecimiento de Infonavit es de 400 mil por trabajador en tanto las viviendas tienen un valor superior al millón de pesos”, dijo.

Indicó que para que un trabajador se haga acreedor a una vivienda, tendrá que adoptar como estrategia es solicitarla con su esposa, que también trabaje y poder alcanzar así el precio de ofrecimiento de las viviendas”, comentó.

Sostuvo que en la próxima semana tendrá una reunión con representantes de Infonavit en el Estado con la finalidad de establecer estas propuestas de los trabajadores, las que buscan ser razonable para la adquisición de una vivienda.

“Nadie le quiere entrarle al crédito de una vivienda y es el hecho que tendría que solicitar el matrimonio para juntar los montos y alcanzar posibilidades y liquidarla en el menor tiempo que comúnmente se realiza”, indicó Alberto Alemán.

Asintió que ya hay algunos cambios en la política crediticia de Infonavit, pero se continúa a la espera que la dependencia de Gobierno Federal mejore las condiciones de ofrecimiento y entonces apliquen créditos cómodos y se reactiven los casi 15 mil preaprobados.

Mencionó que, de acuerdo a la opinión predominante de trabajadores, el alto interés, el reducido espacio de construcción y los prolongados tiempos de pago (30 años), serían las razones principales por las que en número mayoritario se abstenga de adquirir una casa de interés social.

La indiferencia de adquisición de vivienda por parte de la clase trabajadora, se denota en las cifras expuestas por la delegación estatal de Infonavit, luego de que una plantilla laboral de poco más de 97 mil, apenas 24 mil han ejercido crédito y más de 15 mil aparecen en preaprobado, pero desisten de gestionarlo.