RESEÑA POLÍTICA  –  El defraudador y vende plazas

RESEÑA POLÍTICA – El defraudador y vende plazas

Por Juan R. de la Sota

La corrupción en algunos “liderazgos” sigue vigente y a la fecha no hay poder humano que la pueda desterrar y lo lamentable es que estos zopilotes –trashambridos- explotan y sobreviven de los más humildes y necesitados.

Como es el caso del presunto delincuente Rodrigo Tavares García, supuesto presidente del Comité Estatal de Maestros Jubilados y Pensionados, un individuo sin escrúpulos que es acusado de defraudador y vende plazas, de cuatrero de las pensiones de los profesores adultos mayores, de chantajista y falso.

Ese sector retirado del oficio público pide a las autoridades estatales y federales su intervención para sacudirse a este sujeto nocivo, toda vez que durante años los ha explotado con la exigencia de gran cantidad de cuotas y que no tienen un manejo trasparente y de las cuales jamás rinde cuentas; ya no aguantan su actitud prepotente, amenazante y grosera que afecta en sus pensiones económicas.

Tavares García, se dice líder de los jubilados y pensionados del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado, pero la realidad es que la mayoría de los pensionados y jubilados, lo desconocen o no lo reconocen como tal, porque saben que jamás ha defendido los derechos de este sector y que en el primer contacto con él los atraca.

Como se recordará la Asocian de Jubilados del ISSSTE lo desconoció como su líder, el afirma que es un grupo reducido, pero la realidad es que son la mayoría los que rechazan su “liderazgo” por corrupto, nocivo, atracador y sinvergüenza y porque además ha utilizado la organización como un negocio particular y presionar a las autoridades para exigirles empleo para sus amigos y familiares.

Rodrigo Tavares, es un priista, que no acepta que los pensionados y jubilados ya se hartaron de sus corruptelas y que ya no lo necesitan, porque mantiene su postura de resolver sus intereses y no la de los trabajadores jubilados y pensionados.

Los gobiernos en funciones deberían voltear hacia los sindicatos, pues existen muchos dirigentes corruptos que se convierten en nuevos ricos robándose las aportaciones económicas de los agremiados y eso ya no debería prevalecer, pues todo hacen, menos proteger y luchar porque se hagan realidad las necesidades y los derechos de los que en su momento le sirvieron a las instituciones públicas.

Tavares se hace pasar como representante de los jubilados en el Estado, digo, se hace pasar, porque hasta el momento no ha presentado un acta que avale que ganó una elección y que los agremiados lo eligieron su “líder”. Y sigue autonombrándose dirigente, para continuar dañando a los que menos tienen.

Es una injusticia que este buitre carroñero (Tavares) le exija una aportación económica a estos adultos mayores. Ellos con ansiedad están esperando su pensión para cubrir sus necesidades alimenticias y personales, pero desafortunadamente tienen que someterse a las exigencias de ese pseudo líder  que hace con sus prepotencias y  arbitrariedades un negocio.

Reitero, este sujeto se aprovecha de los pensionados lucrando con sus necesidades, pues es campeón en la mentira y el engaño. Tavares García, es un pillo de siete suelas, o un presunto delincuente, toda vez que cuenta con un negro expediente en el que es acusado de ser inhabilitado por el Gobierno del Estado por el delito de fraude y vender plazas.

Ese lidercillo de banqueta y placero, ha incurrido en graves delitos, ya que existe un edicto del Gobierno Estatal donde se establece que él fue cesado y vetado por un fraude por casi el millón de pesos, dado que cobraba sin trabajar y también fue demandado por la venta de plazas, por eso lo acusan de “delincuente”.

Los dirigentes de los trabajadores deberían  tener mucho cuidado con  personajes explotadores de los jubilados y pensionados, como lo es Rodrigo Tavares, quien ha dedicado tiempo y esfuerzo a maltratar, abusar y rasurar las pensiones de los adultos mayores que le sirvieron al gobierno.

Cambiando de tema, el que está planteando armar con pistolas a los agentes de Tránsito de la ciudad que gobierna, es el alcalde de Madero, Adrián Oseguera Kernion; el desarme de los agentes viales, se aplicó hace varios años, pues, según, no se justificaba la portación de pistolas en la vigilancia de la circulación de vehículos o en el orden vial.

Aunque, Oseguera, aseguró que tiene la –intención–  de dotar de armas de fuego y chalecos antibalas  a los agentes de Tránsito y justificó la medida porque los elementos mencionados han sido víctimas de múltiples agresiones.

El mandatario municipal del Partido Morena, argumentó que les han apuntado con pistolas, les han lanzado piedras y les han aventado el carro encima. Dijo que al estar armados y con chalecos, los agentes de Tránsito  pueden colaborar en tareas de seguridad ante la falta de policías.”

“Nuestros agentes se exponen a un balazo, no portamos armas y en eso estamos”, expresó.

En otro asunto, será el Secretario de Seguridad  Pública y Seguridad Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño y no la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, quien acudirá  en representación del Presidente Andrés Manuel López Obrador, al tercer informe  de gobierno  y que presentará a los tamaulipecos el titular del Poder Ejecutivo del Estado de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca. Acompañarán al alto funcionario federal, un grupo de funcionarios de la Federación, senadores de varios partidos políticos, diputados federales, empresarios y representantes de la sociedad civil.

Antes de que se me pase, el que se mantiene en un hilo en la representación del Gobierno Federal en Tamaulipas, es el reynosense ex panista, José Ramón Gómez Leal (JR), quien pese a sus torpezas, improductividad y negativas acciones en las delegaciones federales, como los masivos despidos de trabajadores, sigue de terco en el cargo, bueno si no es que a esta hora ya le exigieron la renuncia y  lo corrieron.

Realmente el (JR) es un político de no confiar y así lo han asimilado los poderos de la Cuarta Trasformación, por ello aplicaron su grilla justificada para retirarlo del puesto, además con justa razón porque el individuo nada ha hecho por gestionar recursos económicos en beneficio del Estado y la gente necesitada.

Lo cierto es que representa un  obstáculo para los proyectos de la Cuarta Transformación y no pasaría nada si lo despiden y le dan las gracias, sin liquidarlo, como él lo ha venido haciendo con los trabajadores federales.

No es un personaje para un cargo de esa naturaleza, dado que demostró incapacidad y falta de oficio político, además demostró cinismo, flojera, ambiciones y aspiraciones políticas, como ser candidato a gobernador y la verdad es que no es un chico apto como para gobernar Tamaulipas.

El JR, si tiene buenas relaciones, mucho ganaría si lo mantiene en la nómina federal, pero deberían tener cuidado, su capacidad sólo le alcance para ser secretario V, (ve a traer esto, ve a traer aquello) y con el riesgo que lo haga mal, como lo hizo en el cargo, del cual ya le quieren echar agua caliente para que dé la oportunidad a gente capaz que sí le sirva a Tamaulipas y su gente.

El dato: Los senadores y diputados federales están usando el Congreso de la Unión para obtener ganancia política partidista y no cumplen con su obligación de legislar para resolver los problemas que tiene el país. Si no pueden atender las necesidades de México, mejor debería solicitar licencia y dejar en el cargo a su suplente, porque con grillas y venganzas, no solucionarán los graves conflictos que imperan en el país y que ellos se comprometieron a atender, pero que no han resuelto.