Tamaulipas ejemplo nacional

Nuestro estado es primer lugar en seguridad carretera: CDV

“En la trinchera que me encuentre el día de mañana, que no les quede la menor duda, voy a seguir defendiendo a mi estado y a mi gente… juntos logramos algo que para mucha era imposible: resaltar la grandeza de nuestro estado y lo más bonito que me llevo en el corazón es el haber recuperado el orgullo de ser tamaulipeco”.

ESPECIAL / LA RED DE ALTAMIRA

TAMPICO.- “Hoy en día Tamaulipas no es cualquier estado de la República, somos el tercer lugar a nivel nacional en inversión extranjera, el séptimo lugar en generación de empleo, ocupamos el primer lugar nacional en carreteras más seguras de México y eso se ve reflejado precisamente en la confianza”.

El gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca, se refirió al compromiso que, para recuperar la confianza de los tamaulipecos, hizo con los diferentes alcaldes con el propósito de que la entidad fuera reconocida como un territorio seguro.

“Nadie, nadie puede negar que hoy en día Tamaulipas es ejemplo nacional en materia de seguridad, al haber implementado la única policía de apoyo carretero que se tiene en todo el país, que permite paseantes y turistas, transportistas, inversionistas llegar a nuestro estado”.

Refirió que se logró con el compromiso hecho con alcaldes para recuperar la confianza en ellos mismos, la de la gente y el sector productivo, en lo que se mantuvo ocupado los primeros tres años de su gestión; en cuanto a Tampico, destacó el trabajo realizado por Chucho Nader.

“Hoy en día Tampico no solamente brilla, no solamente es una ciudad limpia, es una ciudad con infraestructura, que es ejemplo nacional, es la segunda ciudad más segura para vivir y es la segunda ciudad más segura de México y el esfuerzo que se hizo con recursos propios”.

Cabeza de Vaca recordó lo que dijo hace algunos años, al iniciar su gestión.

“Si hay un lugar en el estado de Tamaulipas donde se genera ese sentido de identidad, de pertenencia y de orgullo, de esta tierra, de orgullo de ser de Tampico, son las familias tampiqueñas”. 

Finalmente, agradeció a la población la oportunidad de servir como gobernador y dijo irse tranquilo, con el deber cumplido “no sin antes decirles que en la trinchera que me encuentre el día de mañana, que no les quede la menor duda, voy a seguir defendiendo a mi estado y a mi gente… juntos logramos algo que para mucha era imposible: resaltar la grandeza de nuestro estado y lo más bonito que me llevo en el corazón es el haber recuperado el orgullo de ser tamaulipeco”.