mayo 19, 2022

Pandemia dañó unidades del transporte público

YA NO PUEDEN RETOMAR SUS RUTAS

“Traemos como 5 mil unidades de ruta trabajando y paradas bastantes como 2 mil carros…no todas las unidades han retomado la actividad porque algunas están en mal estado, pero la gran mayoría de las rutas establecidas ya”, declaró el dirigente choferil, Marín Flores Garrido.

LUPITA TORRES / LA RED DE ALTAMIRA

TAMPICO.-  El abandono de las unidades del transporte público, resultado de 2 años de pandemia, ha elevado considerablemente su mantenimiento y reparación, lo que mantiene parados alrededor de 2 mil carros, microbuses y autobuses que brindaban el servicio en la zona sur; debido a que la movilidad de la población aumentó con el regreso a clases presenciales y la reactivación de los comercios en general, se hace evidente la falta de varias rutas.

Marín Flores Garrido, en el sur indicó que se cuenta con más de 60 rutas en la zona, pero no todas han podido reactivarse.
“Traemos como 5 mil unidades de ruta trabajando y paradas bastantes como 2 mil carros…no todas las unidades han retomado la actividad porque algunas están en mal estado, pero la gran mayoría de las rutas establecidas ya”.
Comentó que las rutas que no han empezado a trabajar son las que están batallando, lo cual se pone en evidencia pues la población ha externado su malestar por el deficiente servicio que prestan los que actualmente laboran y que muchas veces, encarecen el pasaje en un patente abuso ante la situación.
“Les pegó duro (la pandemia del COVID-19) y es un asunto que no tienen mucho pasaje”, dijo el dirigente de los transportistas sin embargo, es el usuario el que denuncia que varias rutas han apostado por adquirir unidades nuevas para satisfacer la necesidad de traslado de quienes van a trabajar, a la escuela o incluso a temas más personales.
Dijo que va el movimiento mejor que al principio de la contingencia sanitaria, ya que repuntó un 30 % en todos los medios de transporte al moverse más gente, pero la cantidad de unidades motrices mencionadas siguen detenidas.